El agujero negro de laboratorio con que unos científicos demostraron la “radiación Hawking”

Radiación Hawking qué es

Una de las teorías más debatidas de la física cuántica pertenece a Stephen Hawking y puede que unos científicos israelíes estén a punto de demostrarla.

En 1974, el célebre científico británico postuló la hipótesis de que, en términos simples, los agujeros negros no tragaban toda la luz que entraba en ellos, sino que emitían una leve radiación producida en su “horizonte de sucesos” y que con el tiempo esta radiación acababa por hacerlos desaparecer. A este fenómeno se le llama desde entonces radiación Hawking. Y bueno, la verdad es que no es tan simple de entender.

Pero todo esto es importante para la ciencia y para el propio Hawking: si esto se establece, significaría la posibilidad de un Nobel para el físico británico y la reconciliación de la física tradicional con la física cuántica.

La física tradicional aseguraba que nada escapaba a la gravedad de un agujero negro, en tanto la física cuántica (la de Hawking), plantea que esto sí es posible. Un cambio pequeño que podría llevar a una teoría unificada de la física y a un conocimiento mayor de cómo se generan los fenómenos físicos del universo.

¿Cómo probaron los científicos israelíes la teoría de Hawking?

Los científicos no fueron al espacio a buscar una agujero negro para probar esta teoría. En cambio crearon uno en un laboratorio, una versión de agujero negro hecha con sonido, a través del flujo activo de 100.000 átomos de rubidio.

Radiación Hawking y agujeros negros

Los resultados del estudio experimental, realizado en el Instituto Tecnológico Israelí, ya salieron a la luz pública en una investigación publicada en la revista Nature. El fenómeno observado es similar al descrito por Hawking, con lo que falta por ver qué decidirá la comunidad científica al respecto.

Comments

comments

Deja un comentario